Blog

Circular, ¿qué significa?

Compartir:

Hoy en día está muy de moda escuchar el término economía circular pero ¿qué significa realmente? ¿De dónde nació este concepto? ¿Por qué y para qué sirve?

Uno de los problemas más grandes hoy en día, razón principal del cambio climático, es el consumismo. De todo literal, materias primas, agua, hidrocarburos, alimentos, etc. 

Lo más interesante de todo esto es que el problema del consumismo no es el consumo como tal; es la FORMA que tenemos de consumir, la cual es LINEAL. 

Imagínate que cuando queremos hacer un producto, extraemos la materia prima de la naturaleza, la transportamos a una fábrica, la transformamos a nuestro producto, la llevamos a una tienda a que se venda, la compramos, la consumimos y la desechamos. Si tiene suerte probablemente se vaya a un relleno sanitario, si no terminará en un tiradero clandestino o en algún cauce que llega al mar.

El problema con esto es que esas materias primas del principio vienen de recursos naturales, de ecosistemas delicados, de hogares de muchas otras especies de flora y fauna; que en su gran mayoría son muy difíciles o imposibles de regenerar. 

De aquí nace el concepto economía circular, de re-pensar ese sistema lineal y empezar a ver historias completas, un antes y un después, un principio y un final. Dónde se integre el principio con el fin, donde se cierre el círculo, donde se utilicen la menor cantidad de recursos posibles y se pueda llegar al mismo producto o servicio de la manera más eficiente. 

Esto aplica para todo. Puede ser desde la historia completa de un producto como una playera; o una pequeña acción dentro de un sistema como la recirculación de agua en una cervecera.

Platicándote un caso de éxito de economía circular, identifiqué un área de oportunidad en uno de los problemas más grandes de contaminación que tenemos en México y el mundo: el plástico. Específicamente la botella de agua. 

En México somo el país per capita que más consume agua embotellada en el mundo, por muchas razones: accesibilidad, psicológico, cultural, etc.

He aquí mi razonamiento y origen del proyecto. La botella de agua se hizo con el propósito de transportar el agua a donde no se tiene acceso a agua potable, y se hizo de plástico para que sea ligera y no pese.

De aquí surge mi pregunta ¿por qué usamos agua embotellada en lugares donde no hay necesidad de transportarla; donde se tiene acceso a agua potable y dónde solamente generamos un problema de contaminación? Fácil: MALOS HÁBITOS.

La contaminación son malos hábitos y en su gran mayoría estos son inconscientes. Así que cambiarlos es muy difícil. Hasta el momento no vamos a cambiar que los mexicanos quieran tomar agua embotellada porque a la mayoría así les gusta, pero sí podemos cambiar todo lo demás.

Así nació ECOWA, un proyecto de economía circular de agua. Donde se filtra, se embotella, se vende y se sanitizan las botellas en el mismo lugar. Sale ganando el comensal por que se le ofrece una mejor calidad de agua al ser controlada y monitoreada ahí mismo. El restaurante aumenta su calidad ofreciendo un excelente producto, tiene mejor imagen al ser en vidrio y sigue siendo negocio para él; y el medio ambiente por que se deja contaminar al extraer, crear, transportar y desechar un producto desechable para una función tan sencilla como servir agua.

La economía circular se trata de reducir el impacto, la huella de carbono, generar trazabilidad; aumentar la vida del producto y ofrecer lo mejor con la menor cantidad de recursos posibles. Se necesita mucha imaginación y creatividad, pero sobre todo constante búsqueda de las áreas de oportunidad para romper malos hábitos en actividades comunes.