Blog

¿Qué es un ecocidio y por qué debería ser un crimen?

Compartir:

En los últimos meses la palabra ecocidio ha sido una tendencia en noticias en México. El proyecto del Tren Maya nos ha hecho cuestionar al gobierno actual y el costo medioambiental del “progreso” económico. La deforestación se ha hecho presente y lo que nos prometieron sería un proyecto en sintonía con la naturaleza resultó en una amenaza para la flora y fauna en la península de Yucatán. 

Pero, ¿qué es el ecocidio? 

Por etimología, el ecocidio es la destrucción o muerte del hogar. Un concepto que desde ahí resulta bastante chocante. ¿Quién podría destruir el lugar donde vive? Si bien, esta definición nos debería resultar suficiente, desde el año pasado un movimiento civil busca incluir el ecocidio con una definición jurídica como quinto crimen contra la paz en el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional. 

Ahora el ecocidio se considera como cualquier acto ilícito o arbitrario perpetrado a sabiendas de que existen grandes probabilidades de que cause daños graves, extensos o duraderos al medio ambiente. Esta definición fue propuesta en junio del año pasado por 12 abogados de diferentes países del mundo convocados por la Fundación Stop Ecocide

Pero el término ecocidio no es nada nuevo. La primera vez que este término fue empleado fue durante la guerra de Vietnam cuando los estadounidenses usaron agentes químicos para dañar la flora de la región y así evitar que sus enemigos se ocultaran en la selva. Las consecuencias de este ataque fueron desastrosos no sólo para la fauna sino también para la salud de los animales y personas de la región. 

¿Por qué es un crimen contra la humanidad? 

Para muchos aún es difícil entender las consecuencias de nuestro impacto ambiental. Creemos que la destrucción de la naturaleza es algo ajeno a nosotros y no tiene repercusión en nuestra vida diaria. Pero la destrucción de nuestro hogar tendrá consecuencias irremediables para nosotros.

Podemos empezar hablando de los desplazamientos forzados. El cambio climático ocasionado por la depredación ambiental ocasiona fenómenos climatológicos que afectan a poblaciones vulnerables. Sequías, incendios, inundaciones y hambruna son sólo algunos de estos problemas. 

Pero también existen consecuencias en los alimentos y agua que consumimos. La contaminación ahora afecta los nutrientes en nuestros alimentos y contamina los cuerpos de agua que consumimos. Los ecocidios también ocasionan un acceso limitado a los recursos naturales que necesitamos para nuestro día a día. 

Un ecocidio siempre desembocará en un genocidio. Él atacar a la naturaleza es atentar contra nuestro futuro.